AconcaguaNews

OPINIÓN: Columna opinión Nelson Venegas Salazar

OPINIÓN: Columna opinión Nelson Venegas Salazar

Asumo que al principio de todo esto, al igual que muchos chilenos y chilenas, creía que la pandemia era una utilización y manipulación del Gobierno para detener el estallido social y tratar de echar abajo el plebiscito. Reconozco y reconocí que me equivoqué, todos lo hacemos, lo malo es no asumirlo. Los nuevos antecedentes que iba conociendo, permitieron darme cuenta de la magnitud del problema. Estudié a fondo, y conversé con muchos médicos y expertos. Soy parte de la Mesa Covid 19 a nivel regional, y por eso me esforcé junto a otros alcaldes y alcaldesas a que se suspendieran las clases cuando un panel de expertos del Gobierno decía lo contrario. Solicitamos barrera sanitaria estricta. Me dijeron alarmista, me dijeron populista.

A pesar de las profundas diferencias con el Intendente, ofrecí toda mi colaboración y ponerme a sus órdenes, porque entendía que estaban en juego intereses superiores a cualquier conflicto. He procurado, al igual que muchos, no levantar críticas que siento y considero fundadas, pero que es mejor callar en este tiempo de crisis. Hemos estado, creo, a la altura.

No ha sido fácil callar lo que se siente.
Pero, quieren que los funcionarios públicos vuelvan al trabajo presencialmente. ¿Saben que significaría eso?. Se imaginan los niveles de contacto entre las personas, mientras que se nos dijo siempre que había que llamar a la gente aquedarse en las casas, y así lo hicimos. ¿Se imaginan a la gente haciendo trámites, viajando en la locomoción colectiva, sembrando y recogiendo el virus en todos los rincones?.

Quieren que los niños y niñas vuelvan a clases y, sabiendo que eso no será posible, le meten más carga emocional a nuestra gente, que ya está cansada y nerviosa. Se hace un protocolo de apertura de los malls, a pedido del presidente de la Cámara Nacional de Comercio que, por cierto, jamás irá a exponerse y arriesgarse con su familia a tomar el virus.
Dijeron que las mascarillas eran inútiles, ahora son obligatorias, y hasta se paga multa en caso de no ser usada, como si ellos aseguraran el suministro de éstas.
Declararon inconstitucional sacar dineros de las AFPs, declararon inconstitucional suspender los cortes de suministros básicos en tiempos de crisis. Aumentaron los planes de isapres, claro que, como gran cosa, en tres meses más.

Relativizaron la negociación colectiva, la Ley de Protección del Empleo permitió que se despidiera a más de 300 mil trabajadores en un solo mes. El Ministro de Salud ha desatado polémicas absurdas con los y las alcaldes, que somos quienes estamos en el primer frente de contención y protección. La Dirección del Trabajo autorizó a los empleadores el no pago de remuneraciones de trabajadores en cuarentena. Perdimos millones de pesos en nuestros ahorros previsionales. Se intentó indultar a genocidas violadores de Derechos Humanos. Se nos ha impuesto mediáticamente a personajes para solo proyectarlos como futuros candidatos a la presidencia, mientras que nuestra gente literalmente se muere y se seguirá muriendo. Parlamentarios totalmente ausentes, sin ningún tipo de contacto con nosotros los alcaldes que estamos protegiendo a nuestras comunidades. Falta de planes de acción concretos para trabajadores informales, trabajadores a honorarios, y cesantes. Pérdida de ventiladores mecánicos en el trayecto, viajes en helicópteros al litoral, discriminación de acuerdo al barrio en que se decreta cuarentena, en fin, podría seguir por mucho rato.

Da mucha pena, porque uno a veces siente que la gente no importa, que solo es considerada como mano de obra, y uno mira los rostros de la gente, como desamparada, como pidiendo ayuda, como queriendo ser considerada como seres humanos, simplemente aquello, no como herramientas o cosas, sino como seres humanos, que ríen, que lloran, que aman, que quieren criar a sus hijos e hijas y darles un mejor porvenir.

Nelson Venegas Salazar
Alcalde de Calle Larga
Presidente Asociación de Municipalidades
Región de Aconcagua

administrator

Related Articles

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *